Algo más que colegas. Marco Rojo, ejemplo de Profesión

boda-con-marco-rojo-0009Hoy vamos a hacer algo no muy habitual en nuestra web, y os vamos a hablar de otros fotógrafos ( con dos cojones )

Y ¿Por qué lo hacemos? Muy sencillo, por pura admiración, y cuando algo o alguien es de admirar por nosotros, nos gusta compartirlo con los nuestros.

Todo empezó un Bodaf de hace ya 5 años. Al llevar unas cuantas charlas de fotógrafos, uno de los ponentes volvía a presentarse con un largo y edulcorado discurso sobre la importancia de la familia en su trayectoria. De repente veo un tipo que se voltea hacia nosotros y hace un gesto, que me lo ahorro por aquí, pero que me hizo sentirme absolutamente identificado con él. Mi compañera de  viaje de este momento, nuestra “hikarina”, Itziar de hikariphoto, me miró y me dijo…ese es Victor, Victor del Marco Rojo. Ese gesto fue suficiente para que mi admiración por él ya fuera absoluta.

Al terminar las ponencias del mediodía nos fuimos a comer todos juntos y se unieron Antonio, Fátima y Ramón. Madre mía! ¿Qué hacía yo entre semejantes monstruos de la fotografía de boda? o al menos eso es lo que me preguntaba por entonces. Salí de esa comida con diez puntos más en mi escala admirativa. El carácter de Antonio, la templanza y elegancia de Fátima, la inquietud de Victor y el estar de Ramón…vale reconozco que a Ramón le hemos conocido mejor un poco más tarde y somos fans ( jajajaj) la palabra para definirlo, muy fácil ARTISTA en todos los sentidos, ahí lo dejo! Desde aquel entonces los lazos se han ido forjando poco a poco. Ideas y visiones de la vida y del negocio comunes. Charlas de movil y comidas rápidas cada vez que nos acercamos a los madriles. Convivencias más intensas en Bodaf. Todo es una excusa buena para estar un rato juntos.

Este Verano nos llamó Fátima porque necesitaban un “paraguista” para una boda que Victor hacia en nuestro Hondarribi (Gipuzkoa, País Vasco). Los astros se alinearon y vimos que esa fecha estaba libre, así que corriendo me apresuré a decirle que yo mismo me ofrecía a lo que ella contestó con un “¿Estás loco?”…si, de ganas de ver a un referente como Victor trabajando y en mi pueblo. Pues así fue.

La boda, inmensa. Pero ver trabajar a alguien que admiras y en tu “habitat”…la leche!. La sencillez en la manera de trabajar. La humildad en el trato con su pareja. Un saber estar en todo momento y una inagotable inquietud por la búsqueda de “la foto”. Ese día vi claramente por qué algunos están  donde están. Otros diez puntos en mi escala de admiración.

Chicos! si vosotros! Los “rojeros”, sois muy grandes y el espejo en el que muchos tendríamos que mirarnos para saber lo que es la perfecta conjunción entre calidad y profesión.

Gracias de corazón por la acogida que siempre habéis tenido con Xabi y conmigo.

Vuestros Mandragoros!

Estas fotos son el resultado del making off de la boda que Victor realizó este verano en Hondarribia. Para esos curiosos de la técnica, están realizadas íntegramente con la Fuji xt1 que nos regaló Fuji España y el 23mm fujinon.

Share This

Copy Link to Clipboard

Copy